California Department of Resources Recycling and Recovery (CalRecycle) 

Consejos para el mantenimiento de las llantas

¿Sabías que?...

Las llantas bajas causan más de 600 muertes y 33,000 lesiones todos los años. No seas una víctima de un choque. Protégete y protege a tu familia.
Cuidar bien las llantas no tiene por qué llevar mucho tiempo ni ser difícil. Puedes aprender a revisar rápidamente la presión y las ranuras de tus llantas siguiendo los pasos sencillos a continuación. Recuerda que es importante que revises la presión de aire con un calibre de llantas todos los meses, incluso si tus llantas parecen estar bien infladas.

Cómo revisar y ajustar la presión de las llantas

  • Es importante que tus llantas tengan la inflación o la presión de aire correctas. Para determinar la presión de aire correcta de tus llantas (medida en libras por pulgada cuadrada o PSI) mira la etiqueta en la parte interior del marco de la puerta del conductor. También puedes ver el manual del propietario o pedir información sobre el nivel de inflado correcto de tus llantas en una tienda de llantas.
  • Revisa la presión al menos una vez por mes y antes de hacer un viaje largo. Recuerda revisar las llantas cuando estén frías al tacto, para obtener una medición correcta de la presión del aire.
  • Después de sacar el tapón de la válvula, oprime firmemente un calibre de llantas en la válvula.
  • Lee el calibre para determinar si tus llantas están adecuadamente infladas. Si no, añade aire hasta alcanzar la presión de aire recomendada.
  • Si tu llanta tiene más presión de aire que la recomendada o si la llenas demasiado accidentalmente, haz salir aire empujando la varilla de metal en el centro de la válvula con la punta del calibre de llantas, la uña o la punta de una pluma. Vuelve a revisar la presión hasta que esté bien.
  • Vuelve a poner el tapón de la válvula cuando termines.
  • Repite con todas las llantas y no olvides revisar la llanta de repuesto. Te alegrará haber revisado la llanta de repuesto si se te pincha una llanta.
  • Mientras que estés revisando la presión, toma un momento para inspeccionar bien las llantas. Oye si hay pérdidas y fíjate si las ranuras están desgastadas o si hay clavos u otros objetos incrustados en las llantas. Fíjate también si hay cortes o agujeros, desgaste disparejo, bultos, separación de las ranuras y otras irregularidades. Todos ellos pueden ser signos de posible peligro, así que ponte en contacto con un mecánico local.

El Car Care Council's Car Minute Tire Pressure (video de 01:13). El Car Care Council es parte de la campaña ¡Revísalas! de CalRecycle. ¡Esperamos que disfrutes este video educativo! Visita www.carcare.org para obtener más información.

Cómo revisar las ranuras de las llantas

Cuando revises la presión de tus llantas todos los meses, también debes revisar la profundidad de las ranuras de todas las llantas empleando la “Prueba de la moneda de un centavo americano”. A medida que se desgastan las ranuras de las llantas, tu carro empieza a perder tracción en el camino y está más predispuesto a deslizarse en el agua o a resbalar, especialmente en tiempo lluvioso.

  • Simplemente pon una moneda de un centavo americano al revés en la ranura. Si puedes ver la parte superior de la cabeza del presidente Lincoln, tu llanta está demasiado baja.
  • Otra manera de hacer la prueba de la ranura es fijarte en los indicadores incorporados en las ranuras o “barras de desgaste”, que parecen rayas finitas de caucho liso. Las barras de desgaste aparecen en la llanta cuando las ranuras están desgastadas a 2/32 de pulgada. Cuando ves estas “barras de desgaste” la llanta está desgastada y la debes reemplazar.

Otros consejos de mantenimiento de las llantas

¿Sabías que?...

  • Muchos vehículos con sistemas de monitoreo automático de presión de llantas dan una advertencia si la presión de una llanta baja el 25 por ciento o más. Pero perder sólo 8 PSI de presión puede reducir el rendimiento del vehículo.
  • Haz la rotación de tus llantas regularmente. Rotar las llantas ayuda a que las llantas de tu vehículo se desgasten más uniformemente. Las llantas se deben rotar aproximadamente cada 5,000 a 8,000 millas o antes si aparecen signos de desgaste irregular o disparejo. Si tus llantas parecen estar desgastándose de manera dispareja, pídele a su vendedor de llantas que se fije si están mal alineadas, mal balanceadas o si hay algún otro problema mecánico antes de hacer la rotación de tus llantas.
  • Haz el balanceo de tus llantas. Un ensamblaje de rueda y llanta mal balanceado puede crear una vibración molesta cuando manejas en una carretera lisa y puede causar que tus llantas se desgasten irregularmente.
  • Mantén tus llantas alineadas. El mal alineamiento de las ruedas del frente o de la trasera del carro, las ruedas deformadas, los cojinetes desgastados y otros problemas mecánicos causan que las ranuras se desgasten de manera dispareja y rápida y deben ser corregidos por un mecánico capacitado. Estos ensamblajes deben ser revisados periódicamente como lo indique el manual del propietario del vehículo o cuando haya una indicación de que algo no esté bien.

Los beneficios de cuidar bien tus llantas

Al mantener tus llantas regularmente puedes:

Andar sin peligro por la carretera. Las llantas bajas causan más de 600 muertes y 33,000 lesiones todos los años, según la Administración Nacional de Seguridad de Tránsito en las Carreteras. Las llantas bajas o infladas excesivamente pueden resultar en un desgaste rápido o disparejo de las ranuras o reventones de las llantas. Incluso si no ocurren lesiones, el fallo de llantas puede causar un choque que resulte en daños al vehículo.

Usar menos gasolina. Mantener la presión correcta de las llantas hace que tu vehículo gaste menos gasolina y que te dé más millas por galón (mpg). Eso significa que parte del dinero de la gasolina te queda en el bolsillo. Específicamente, las llantas infladas correctamente pueden hacer que tu vehículo gaste 3.3 por ciento menos gasolina y ahorre 9 centavos por galón en la gasolinera. Todos los años se malgastan cerca de 1,200 millones de galones de gasolina en EE UU a causa de llantas bajas.[1]

Haz que tus llantas duren más. Al cuidar bien tus llantas les extiendes la vida, lo que tiene un impacto positivo en nuestro medio ambiente. Según la Junta de Recursos de Aire de California, las llantas correctamente infladas podrían reducir las emisiones de gases de invernadero en un equivalente a 900,000 toneladas métricas de CO2.

Nota al pie
1. Hoja informativa de 2010 de la Semana de Seguridad de Llantas de la Rubber Manufacturers Association.

Last updated: September 12, 2011
CalRecycle, http://www.calrecycle.ca.gov
Public Affairs Office: OPA@calrecycle.ca.gov (916) 341-6300